Beneficios de hacer una donación en vida – Asesoría en herencias y donaciones en Gandía

donacion en vida asesoria en Gandia

A pesar de que en España no es todavía una práctica demasiado habitual, cada vez son más las personas que optan por realizar una donación en vida de sus bienes o propiedades a sus familiares o allegados.

En este artículo vamos a analizar cuáles son las ventajas y beneficios de donar en vida y si es realmente una opción inteligente desde el punto de vista económico y financiero. Porque resulta evidente que el realizar una donación en vida para poder ayudar a nuestros seres queridos en un momento de necesidad o simplemente por poder verles disfrutar con “nuestro regalo” es una gran satisfacción y ventaja en sí misma.

Pero, ¿es ventajoso en términos fiscales? ¿En qué costes incurren donante y donatario? ¿Existe un momento mejor que otro para hacerlo? ¿Qué factores debemos tener en cuenta?

¿Es más beneficioso hacer una donación en vida a nivel fiscal y tributario que esperar al momento de la herencia?

Una de las preguntas que más nos hacen en nuestra asesoría en Gandía relativa a las donaciones es sobre los impuestos que hay que pagar al realizarla y si estos difieren mucho de los que hay que abonar en caso de herencia o sucesión.

La respuesta es que en ambos casos se debe hacer frente a dos impuestos:

  • El Impuesto de Sucesiones y Donaciones (ISD).
  • La plusvalía municipal (en el caso de que el bien donado sea un inmueble urbano, es decir, una vivienda, un local comercial, un garaje…).

Cabe decir que el Impuesto de Sucesiones y Donaciones  pese a ser un impuesto estatal está cedido a las Comunidades Autónomas por lo que su cuantía, exenciones, bonificaciones, etc. no es igual en todo el país sino que depende de cada Comunidad. Además las diferencias entre unas regiones y otras pueden ser bastante importantes.

¿Por qué especificamos esto? Pues porque en el caso de una sucesión o herencia los impuestos se pagan en la comunidad donde el fallecido ha tenido su última residencia. En el caso de las donaciones, si es un inmueble se deberá pagar en la comunidad donde radiquen estos bienes y si es dinero, donde resida el donatario.

Como vemos el ISD es un impuesto bastante complejo. Hay muchos condicionantes y casuísticas que le afectan (grado de parentesco entre donante/donatario o heredero, su edad, el lugar de residencia de ambos,  si el donatario/heredero tiene alguna discapacidad, etc. ). Por otro lado hay algunas reducciones, bonificaciones o exenciones que afectan a las sucesiones y herencias y otras que afectan a las donaciones y otras que afectan a ambas.

Por todo ello, responder a la pregunta sobre si es más ventajoso a nivel fiscal una donación o una herencia es tan complicado. La respuesta correcta es que depende. Depende de cada donante y de cada donatario y de sus circunstancias.

A priori puede parecer que una herencia o sucesión es más beneficiosa a nivel fiscal (suelen tener más bonificaciones y exenciones) pero no siempre es así. Lo más aconsejable en estos casos es dejarse asesorar siempre por especialistas. En Grup SanCar Assessors podemos ayudarte en caso de que lo necesites.

Por último, en relación a los impuestos, cabe destacar que en el caso de hacerse una donación en vida de un bien inmueble el donante deberá declarar esta operación en su declaración de la renta y pagar en el caso de que se haya producido una ganancia patrimonial. Es decir, cuando el valor del inmueble es superior en el momento de la transmisión que en el momento de adquisición.  Nuevamente aquí existen exenciones como, por ejemplo, que el donante sea mayor de 65 años o que el bien que dona sea su vivienda habitual.

Entonces, ¿qué beneficios o ventajas tiene una donación en vida con respecto a una herencia o sucesión?

La ventaja más obvia, como decíamos al principio del artículo, es que una donación se produce en el momento en el que el donante quiere. La satisfacción de poder ayudar a los nuestros en el caso de que lo necesiten o simplemente el poder disfrutar viendo como hacen uso del dinero o los bienes donados pueden ser, para muchos, suficiente motivo para decantarse por esta opción.

Por otro lado, es una forma de evitar que puedan surgir desavenencias o problemas familiares en el momento de la herencia. La muerte de un ser querido es, además, un momento complejo y sensible  en el que tener que lidiar con todos los trámites y pasos necesarios para ejecutar la herencia no es agradable. El haber realizado previamente una donación en vida de los principales bienes de la persona fallecida simplifica mucho el proceso en estos casos.

Además cuando se realiza una donación en vida se pueden establecer ciertas condiciones para que  esta se haga efectiva, tenemos la opción de mantener el usufructo de los bienes donados hasta el momento de nuestro fallecimiento transmitiendo solo la nuda propiedad e incluso pueden llegar a revocarse.

Pero, sin duda, una de las ventajas más destacables de realizar una donación en vida, es la de poder planificar, sobre todo a nivel económico, la transmisión de los bienes que se posean.

¿Cuántas herencias se pierden por no poder hacer frente a los impuestos que de ellas derivan?

Donar en vida permite tanto al donante como al donatario tener el control de todo el proceso.  Les permite saber en todo momento la cuantía y los plazos en los que van a tener que hacer frente a los impuestos citados anteriormente. Y, lo más importante, les permite elegir el momento o circunstancia en la que a ambos les resulte más ventajosa hacer la transmisión.

Ahora mismo es una incógnita cuál va a ser la evolución del Impuesto de Sucesiones y Donaciones en las distintas comunidades autónomas. Se habla de que va a haber una “armonización” del impuesto a nivel estatal para que no haya las grandes diferencias que hay ahora entre autonomías. Es decir, que si esperamos al momento de la herencia, puede que las condiciones, bonificaciones, exenciones, etc. de las que ahora podríamos beneficiarnos ya no estén vigentes. Las futuras reglas del juego no las conocemos.

También nuestras circunstancias vitales y económicas pueden variar mucho de una época de nuestra vida a otra. Por lo que tener el control y la seguridad de lo que vamos o no vamos a tener que pagar en todo momento es una gran tranquilidad.

En Grup SanCar Asessors, vuestra asesoría de confianza en Gandía,  podemos evaluar vuestras circunstancias familiares y personales para aconsejaros cuál es la mejor opción en vuestro caso y planificar de forma óptima la transmisión de los bienes de vuestra familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.